Letras entre amigos

Todos los textos sujetos a copyright. Prohibida su reproducción.
Fecha actual 05 Dic 2021 19:21

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]




Nuevo tema Responder al tema  [ 9 mensajes ] 
Autor Mensaje
 Asunto: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 19 Mar 2013 00:48 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 May 2011 01:51
Mensajes: 1360
Ubicación: neza de mis amores
DICEN DE LOS GATOS MUCHAS HISTORIAS, TANTAS QUE OTRA MÁS, QUE MÁS DA.


La amargura de la gente que está a disgusto con lo que son. Grave molestia, sueñan, anhelan en ser lo que nunca serán.


En verdad no era hermosa, ni graciosa, se sentía torpe (y bien que lo era),nada afortunada en lo poco que se proponía, miraba ausente cómo el tiempo transcurría y ella se hacia cada vez más adulta, cada vez menos joven; se desperdiciaba por dentro y por fuera.

En las fiestas de la colonia nadie se le acercaba, sus hermanas, igual de feas pero al menos simpáticas, tenían mejor suerte con los jóvenes. Se divertían con entusiasmo, con espontánea coquetería. Ella mientras se esforzaba en parecer atractiva. “Sexy”, como pensaba. Por eso se vestía tan estrafalaria. Una corta faldita, una blusa bien apretujada a su regordete figura; sus carnes así se desbordaban en mórbidas cataratas.

Sus pies, sus pobres pies, los obligaba a calzar unas extremosas zapatillas que amenazaban con partirse en cualquier instante, se arrastraba, que no caminaba, dificultosamente. Su rostro cenizo lo configuraba de irrisorios colores pastel y encendidas chapas carmesí. Atormentada en las tripas que le impedían respirar, machacada en los pies.
Resistía estoicamente el sacrificio, solo por ser unos cuantos minutos una chica como las demás. Con la hinchada mano se quita unos pelos negros y gruesos que pican su frente mojada de sudor.

Pasaban horas cortas y largas esperas, sin que nadie se animara al menos, a saludarla. Cuando ya a media noche sus hermanas le urgían irse, ella, Simona, displicente, las seguía muy atrás. Arrastrando, que no caminando, su infortunio. Tenia 29 años, y no se veía por donde encontraría el amor de su vida, menos matrimoniarse. Era pues, tortillera. Trabajaba en un molino de maíz, de por ahí. Entraba en la mañana y salía como las 7 de la tarde. Callada, en silencio desempeñaba sus labores. Cumplida y acomedida; su existencia se iba por el molino de masa, todos los días.

En una ocasión, camino al trabajo escuchó unos ruidos provenientes de un terreno baldío que los vecinos convirtieron en basurero abierto, por una rara curiosidad se acerco a averiguar.- Miau... escuchó un maullido doloroso junto a los desechos... Una gatita blanca había dado a luz a sus gatunos, sin embargo, el animal agonizaba. Sus vástagos, 8 en total, le destrozaron las entrañas y ahora moría desangrada.

Los trémulos cachorros ciegos, buscaban los pezones tibios de su madre, casi muerta. Chocaban, borrachos del instinto inequívoco de la sobrevivencia. Simona se conmovió de la tragedia felina y pensó en auxiliarlos ¿pero cómo? son muchos, alzó los hombros, suspiró resignada; nada se podía hacer, nada cambiaría el rumbo de la vida, dio media vuelta para continuar su marcha.
Algo sintió en su pie derecho, al mirar abajo, vio una pelusa blanquinegra avanzaba indecisa, tembleque, sin dirección. Simona se agachó y con sus manazas tomó al cachorrito, era gata, así lo comprobó. El contacto de los finos pelillos, con la palma fue grata, para la tosca muchacha.

La gata, en si, pudiera decirse, negra con manchas blancas, o bien blanca con manchas negras.
El calorcito que desprendía se sentía tenue pero infinitamente reconfortante. Observó con mucha compasión a sus hermanos, la madre boqueaba en su aferrada desesperación de asirse a la vida.
Simona entrecerró los ojos, nada podía hacer, dio la espalda y se fue con su delicada carga.

En cuanto llegó a la tortillería, la acomodó en una cajita, mando a Toño, el recogedor; por un poco de leche. Se la dieron usando un gotero. Así se pasó el día, por la tarde, cuando volvió al lote baldío, la madre yacía muerta, los gatitos no estaban; quiso pensar en un mejor destino. —¡Miau!— Miro con ternura a su gatita, porque desde entonces la adoptó como suya. La nombraron: Mona, por lo del nombre de su ama. Mona sobrevivió, con todo. ¿Seria la casualidad o los azares caprichosos del destino? ¡Quién sabe! pero la gatita creció tan fea como su amita; sin garbo, sin gracia, los pelos enhiestos, los ojillos gachos, figura corriente.

Aunque claro, por la idea común de que los animales no tienen conciencia y carecen así de emociones humanas, se piensa que su transición por la vida es de continua lucha instintiva. Pronto Simona lo advirtió, notó que de tiempo en tiempo, Mona se ausentaba de la casa y pasaba cortas temporadas alejada. Al regresar de su excursión su actitud era diferente: Solicita, querendona. Se paseaba contenta, muy a pesar de su evidente fealdad.

A Simona, le intrigaban las correrías de su gata; la primera vez creyó que se había extraviado, daba por hecho su desaparición, pero no fue así, pasados unos días Mona regresó visiblemente cambiada. Esto intrigaba a Simona la mayoría de las veces.

Los meses corrían para la pobre muchacha y su suerte no cambiaba, entraba a los 30, no veía por ningún lado encontrar un amor tan anhelado.
Una noche, después del frustrante baile, regresó sola. Sus hermanas se quedaron con sus respectivos novios.
Triste y en silencio entró a su casa donde dormían en un cuarto aparte de sus padres. —¿Ya llegaron?— Preguntó la madre adormilada. —¡Si, mama! Ya llegamos— Contesto, tapando a sus hermanas, y su triste realidad.

¡Miauu!


Se disponía dormir, cuando escucho a Mona. La tomo nostálgicamente. —¡Ayy! Mona, que desgraciada soy; nadie me quiere. Por mas que me pongo estos trapos, me pinto como payaso; nadie se fija en mi— (Sollozaba, quedito, cuidándose que nadie se percatara de sus lagrimas). La gatita como comprendiendo sus palabras, lamía las toscas manos de su amita.—Tu también estas fea Mona, pero en ustedes los gatos eso no importa. ¿Crees acaso que no he descubierto tus andazas, bien que averigüé a donde vas cada que te largas?— Mona agacho avergonzada la cabeza. Ahora Simona la comprendía. —No te apenes, al menos tu no sufres como yo por el abandono del amor—

—¡Mona, Mona! Cómo quisiera ser gato como tú, para que nadie se fije en mis defectos y solo me quiera por ser un gato mas. Como quisiera ser gata...— Con esa frase se quedo dormida. Mona se puso en su cabecera, lanzo un largo maullido, sus ojos miopes brillaron en la obscuridad.

De nueva cuenta se escapo. Unos días después, Simona no se sorprendió en lo mas mínimo, llego cansada, ni ceno, subió a su cuarto; no se quito la ropa. Una rara sensación se apodero de su alma. Sin poderlo evitar cerró los ojos. Cuando de nuevo los abrió, sintió un vértigo, estaba encaramada en la mera orilla de la ventana de su cuarto, que da a la calle. La negra noche la recibió. La luna se colgaba del cielo como una gran bola blanca, las estrellitas irradiaban traviesas en toda la extensión celestial. ¿Qué estaba pasando? Se preguntaba Simona.

Obedeciendo un instinto natural, dio un salto al vació; cayo sobre otra terraza. Su mirada se fue posando lentamente en las cosas que ahí habían. Los sonidos de la lejanía, la sobresaltaban en ocasiones. Camino sigilosa por la estrecha marquesina. Por primera vez se maravillo de sus proezas, pero seguía sin entender ¿Qué sucedía?

Llego hasta un muro, lo reviso de abajo, arriba; un metro y medio, a lo mucho. Ni lo pensó, salto sin obstáculo.
De pronto, un apuro que salía de adentro —¡MIAU!— De su garganta escapaba inexplicable ronroneo. Todavía más inexplicables los ecos que de estos resultaban. De lejos y ni tan lejos, vio sombras deslizándose, acercándose. Se agazapo tras las salientes de una pared; los luceros de arriba, se acercaban hasta donde se encontraba. Muchos pares de ojos la observaban fascinados. Las luces artificiales alumbraron a las criaturas, pudo ver que se trataba de gatos. ¿Gatos? Ellos, los gatos la veían acierta distancia, y ella a su vez los remiraba con sumo cuidado. ¿Pero podía ser posible eso? En ese momento, Simona, comenzó a tener conciencia de lo que era.

Salió de su escondite; como una señal esperada, el grupo, rabo en alto, se movió, la fueron envolviendo. Súbitamente se detuvieron; de atrás apareció un hermoso ejemplar. Un gatazo, imponente; se abrió paso entre sus congéneres. Simona estaba absorta, fuera de sí, no imaginaba que pasaría a continuación. Un sabroso estremecimiento fue electrizando cada uno de sus pelos, erizándose.

Enseguida se armo una escandalera, varios gatos atacaban a uno solo. Al más grande. Los machos disputaban el derecho natural del dominio, ella sin saberlo, era la prenda peleada. Uno por uno, se deshizo de sus contrincantes con movimientos elásticos, chispas salían de sus hermosos ojos verdes; que lo hacían ver feroz y determinante.

Cuando hubo terminado, solo quedaban en la escena el gatazo y Simona, convertida en felina. La huida precipitada de muchas criaturas, eran ruidos de una noche común. Los ojos verdes cambiaron su expresión fiera; ahora observaban altivos, orgullosos. Andaba con arrogancia, con presunción.

La invisibilidad de sus pasos la rodearon; no percibió ni cuando lo tuvo justo atrás. Una lanzada en la nuca sintió; los dientes felinos se enterraban, sin mucha profundidad en su cuello, el dolor experimentado, solo cosa de segundos. Pues de inmediato una nueva sensación se producía en otra parte de su cuerpo. Un invasor extraño penetraba por sus entrañas, provocándole oleadas de calor, que combinadas, le daban un fuerte placer onírico.

Sin proponerlo, dejaba a su atacante moverse a su antojo. Simona estática, recibía con increíble parsimonia los embates sexuales. De en vez en cuando, chillaba, loca de sí. Nunca imagino cuan insufrible es el amor, cuando el raciocinio humano no estorba en sonzas moralinas.

Ese momento, es sublime, él magnifico amante vencedor. Ella el perfecto premio a la proeza. Se daban sin preámbulos innecesarios. El cotejo, breve, sencillo; arrastraba una carga de ritos, mezcla de olores y sonidos, arraigados en los instintos animales.
Pero lo que mas disfrutaba la hembra en celo, es que sin importar la apariencia, siempre su amante la complacería. El amor y el placer siempre vienen de la mano cuando se es gato. Pensó Simona satisfecha de ese festín, que la vida le daba en su nueva apariencia.

Despertó, sintiéndose la mujer más dichosa del mundo. No tenía idea de cuanto duro el sueño, pero sentía un enorme cansancio. Al verse en el espejo, vio unas grandes ojeras, además le dolía las extremidades; al peinarse descubrió unas heridas superficiales en su nuca. Tal vez rasguños o leves mordidas. ¿Rasguños y mordidas?

Mona no apareció, sin duda andaría dormitando por allí. Tampoco la encontró en la tarde que llego. Empezaba a caer la noche, la luna poco a poco fue ocupando su lugar; en el cielo estrellado. Simona se asomo por la ventana abierta, vio las azoteas de todos esas casas, se imagino por unos minutos ser gata, cerro los ojos y salto.

Hubo un alboroto generalizado, vinieron ambulancias y patrullas. Se hicieron las averiguaciones pertinentes, al final se dictamino: Suicidio.

Simona se había arrancado la vida, ante la imposibilidad de ser feliz. Sus padres, sus hermanas; lloraron mucho.
Seria unos días después del sepelio, que Mona regreso a casa, su mirada cruzada era ahora muy clara. —Mona ¿Dónde estuviste? Mi hermanita murió ¿Y tu quien sabe donde andabas?— Dijo, Luz.

—Solo tu sabes la verdad, solo tu sabes que sentía mi hija antes de morir— Una llorosa madre, decía.

Uno a uno, hablaba con la gatita, y esta como si entendiera, los escuchaba con atención. Por ultimo hablo el padre; con mucha emoción:

—Desde ahora Mona serás como mi hija— Y así fue, pues nadie sospecho que en mona, vivía el espíritu de la infortunada Simona.


FIN.






Martes 4 mayo 2004.





Mario Archundia C

_________________
escribo y punto.



http://salypimientayyo.blogspot.mx/


Última edición por pesado67 el 31 May 2013 15:39, editado 3 veces en total

Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 29 May 2013 02:27 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2012 07:03
Mensajes: 15
Ubicación: Ciudad Nezahualcóyotl, Estado de México, México.
Hola Mariote, Smaliyel y yo acabamos de leer tu cuento. Empezamos a leer el de Anaís no sé qué, pero estaba muy sensual y mejor nos decidimos por leer este, esta mejor, le encontramos algunos errores ortográficos pero son pocos. Nos gustó que Simona se convirtiera en gatita, yo a veces quisiera poder hacer lo mismo, pero no más hago miau... lo que estuvo feo es que se aventara por la ventana ¿qué es eso...?, lo interesante es que tuvo una aventura con el gato guapo del cuento je, je, je, nos gustó el cuento, te enviamos saludos, esto hicimos el Martes que no viniste. Nos vemos, bay.

_________________
Solo con el corazón se puede ver bien, lo escencial es invisible a los ojos del hombre...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 29 May 2013 17:30 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 May 2011 01:51
Mensajes: 1360
Ubicación: neza de mis amores
pues que bien.... y que bueno.


yo no pude ir por cosas familiares, ya sabes; eso de ser todo y nada deja secuelas...


y no creo que hallas encontrado fallas, no tantas, este ya fue revisado, así que!!! si habían errores ortográficos.

pero fíjate bien, al final el juego es que simona se trasplanta en la gatita... por eso el suicidio, inspirado en este otro del Principito... lo recuerdas?

que bueno que se ocuparon, nos vemos el martes y de nuevo gracias...


por cierto, ya subió algo la pequeña Smaliyel?


mario a.

_________________
escribo y punto.



http://salypimientayyo.blogspot.mx/


Última edición por pesado67 el 31 May 2013 15:32, editado 1 vez en total

Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 30 May 2013 00:52 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 23 Jul 2011 11:52
Mensajes: 3044
Ubicación: Tarragona -España
Hola, Mario. Veo que sigues con lo que hemos comentado en otros posts: la tendencia a pasar de la realidad a la fantasía.

Al leer tu relato he sentido diferentes sensaciones. Al principio risa, luego duda, luego tristeza, luego asombro y finalmente satisfacción.

El principio es humorístico. La duda me ha venido cuando he leído que era tortillera, o sea, hacía tortillas, típica especialidad mexicana. Pero, pero... resulta que en mi mente ha venido primero la acepción española: lesbiana. La tristeza me ha venido con el tema de la gata muerta que amamanta a sus gatitos, también por la chica que se esfuerza en parecer atractiva sin serlo. Mi asombro ha sido cuando ella se convierte en gata en su sueño y por fin, satisfacción porque a pesar del suicidio su alma sigue presente en Mona. Y esto sería pues la fantasía a la que me refería en un principio.

Hay algunos fallos o fallas que decís por ahí. Pero hay un error que no se puede admitir: azahares, que debería ser azares. El azahar es el perfume o la flor del naranjo, el azar es la casualidad.

Buen relato.
Saludos.

_________________
Saludos desde Tarragona - España / Salutacions des de Catalunya - Espanya
Los halagos ensalzan nuestro ego, pero una crítica constructiva nos hace más sabios. JGM.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 30 May 2013 04:16 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 May 2011 01:51
Mensajes: 1360
Ubicación: neza de mis amores
bien dicho... amigo jose...


bien dicho.


las prisas y las ansias de colgar la ropa al sol...


me da gusto que te haya agradado; deja lo paso a limpio.

saludos y ahí estamos

mario a.

_________________
escribo y punto.



http://salypimientayyo.blogspot.mx/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 31 May 2013 13:41 
Desconectado

Registrado: 05 May 2011 15:30
Mensajes: 1855
Me gusto de veras, Mario, mucho y mucho. La imaginacion puesta a trabajar y el resultado: :hisombrero.gif:
Nos vemos, como tu dices.
Un abrazo grande.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 01 Jun 2013 04:48 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 May 2011 01:51
Mensajes: 1360
Ubicación: neza de mis amores
carnalita, sabes, cuando escribo, o mejor dicho subo estos retazos de cuentos cortos, me quedo pensando en vosotros, en mis amigos asiduos...


en estos pongo esa sensibilidad que tuve alguna vez, para contar lo que me topaba en la vida... solo retazos, esta Simona, mujer fea, para el estereotipo universal, encuentra una forma de ser feliz, envidiando y deseando ser su gata. Cuantas veces hemos deseado lo que no somos, con tal de que nos acepten los demás, error o tremenda ironía?

aquí andamos y poco allá, ojala igual aquí como allá!!!

saludos.

mario a.

_________________
escribo y punto.



http://salypimientayyo.blogspot.mx/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 06 Jun 2013 10:23 
Desconectado

Registrado: 10 Jun 2011 16:30
Mensajes: 2159
Hola Mario. No te había olvidado. No. te dejaba para más tarde.
Me gustan especialmetne los gatos, así que ya tienes medio cometnario hecho. Es un placer leer algo que hable de ellos. La historia tiene ese toque tuyo, duro-tierno, que incita a la sonrisa y a la tristeza. Es una marca tuya en casi todo lo que haces y que me gusta especialmetne porque es muy dificil.

Cuando leí que la prota era tortillera, me despisté un momento. Ese término se emplea a quí para designar a las lesbianas. Luego me di cuenta de que era su profesión ¿no? Queda claro que ella suspira por un hombre.

Una vez más no das puntada sin hilo. el trasfondo del relato es profundo e invita a la reflexión. Estamos en el siglo XXI y en muchas cosas nada ha cambiado. El final es un poco trágico, pero hay personas que no resuelven bien sus frustraciones. Tu personaje es un poco estrafalario, tierno, como una exageración que pone el acento en muchos dramas personales que pasan desapercibidos.

Un beso y felicidades. Me ha gustado mucho.

_________________
:Spain.gif: Saludos desde Asturias.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: MONA, LA GATITA DE SIMONA
NotaPublicado: 09 Jun 2013 05:20 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 May 2011 01:51
Mensajes: 1360
Ubicación: neza de mis amores
antes que nada... pues si acá también, eso de tortillera es sinónimo de lesbianismo que a decir verdad nunca entendí por que?


la historia es corta, sin enredos ni extrañas extensiones, es una especie de fabula con su inserción moralegica, cuando algo te atrapa, solo te que queda ir mas allá de una azotea y lanzarte a tus sueños...

agradezco tus lectura y sobre todo por simona, que ne muchos existe y solo falta darles el empujoncito para que vuelen...


saludos y aun ando.

mario a.

_________________
escribo y punto.



http://salypimientayyo.blogspot.mx/


Arriba
 Perfil  
 
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 9 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC + 1 hora [ DST ]


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  
cron
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com